El Hospital Infanta Luisa de Triana fue dispensario de la Cruz Roja, prestando sus servicios como tal a la ciudadanía sevillana, desde principios del siglo XX hasta ser adquirido, en 1988, por Clínica Esperanza de Triana SA (CETSA). A partir de entonces se inicia un ambicioso proyecto que tras varias reformas y remodelaciones culminan, en el 2011, con la bella estampa de un hospital moderno, bien equipado y diseñado con criterios de funcionalidad.

El cambio de propiedad, en aquel tiempo, se enmarca dentro de una nueva directriz de la Cruz Roja que conduce a ceder la atención hospitalaria a manos de otras entidades públicas o privadas. El mecanismo consistió en una subasta en la que se valoraron cinco ofertas. Hubo que asumir el compromiso de mantener íntegra la plantilla de personal (70 trabajadores) y de ampliar 50 puestos trabajos en los 5 años siguientes, además de respetar al frente de la enfermería a la Comunidad religiosa “Hijas de la Caridad de San Vicente de Paúl”.

Desde un principio se plantean sucesivas ampliaciones de capital y necesarias reformas y mejoras de instalaciones. Se crea una unidad de cuidados intensivos y se automatizan los laboratorios. La sociedad adquiriente fue creada por las familias Galera-Ruiz y Loscertales-Martín de Agar, a las que se adhieren la familia Rodríguez-Armijo Sánchez y varios profesionales de la sanidad sevillana. Don Obdulio Rodríguez-Armijo, Licenciado en Farmacia, pasa a ocupar la Dirección Gerencia, mientras la Presidencia del Consejo de Administración la asume el Prof. Jesús Loscertales Abril, siendo Consejero Delegado el Prof. Hugo Galera Davidson. La incorporación de adelantos científicos y tecnológicos y de un conjunto de profesionales, médicos y enfermeros, de gran prestigio, permite mejorar la imagen del centro hospitalario, que por sí, ya era buena.

Dr. D Hugo Galera y Dr. D. Jesús Loscertales

Con participación de Clínica Esperanza de Triana SA se crean nuevas sociedades como Cardisur SL (exploraciones cardiológicas), Angisur SL (exploraciones vasculares), IMADI Triana SL (diagnóstico radiológico), Galertales SL (atención sanitaria concertada), ADI SL (asistencia domiciliaria) y Asa SL (asistencia social). Coincide este progreso societario con Expo-Sevilla, que supone un revulsivo técnico y metodológico, marcado por un nuevo impulso y espíritu emprendedor que surge en la ciudad. TAC, RNM, aceleradores lineales, medicina nuclear, endoscopias y otros instrumentos y técnicas sofisticadas evolucionan hacia el progreso que marca el paso de los años. Toda la actividad se centra en un sistema informático integral. En el año 2005 se pone en marcha el Plan de Calidad y se completa la automatización de la información, además de presentarse un ambicioso nuevo proyecto desarrollado por el arquitecto D. Miguel Blázquez Gómez-Landero. El progreso empresarial es de tal magnitud que varios grupos de capital, nacionales y extranjeros, se interesan por su adquisición. En el año 2006 las propuestas de compra alcanzan un alto valor, el cual es aceptado por el accionariado. Ante esta coyuntura las familias Galera-Ruiz y Rodríguez-Armijo Sánchez optan por la compra al resto de los accionistas, adquiriendo la totalidad de la empresa matriz y de las empresas participadas. Se constituye un nuevo Consejo de Administración presidido por Dña. María Rosa Ruiz Pineda, siendo Consejeros Delegados el Prof. Hugo Galera Davidson (Director Médico) y D. Obdulio Rodríguez-Armijo (Director Gerente). Continúa al frente de la Secretaría de Actas la abogada Dña. Carmen Moya Sanabria, quién vela por la continuidad y objetivos del proyecto empresarial, y al frente de la Asesoría Financiera, D. Jacob Hassan que mantiene los principios societarios iniciales. La Asesoría Jurídica la presta D. Francisco Galera Ruiz a través de GPT abogados.

Se inicia el desarrollo del proyecto arquitectónico, avanzado e innovador que trata de mejorar la imagen externa y proporciona gran capacidad funcional, con instalaciones modernas y un ambiente acorde con el estilo de los tiempos actuales. La gran reforma que se realiza cubre todas las habitaciones y modifica la UCI. No solo recoge el aspecto estructural, sino que busca la comodidad de los pacientes y de sus familias. Hoy, el Hospital Infanta Luisa supera los 600 trabajadores, que se encuentran integrados en una extensa familia, de gran dedicación y que pone a disposición de los enfermos la mejor atención asistencial y sanitaria.

Llámenos

Tfno Infanta Luisa

Centros médicos

Centros Médicos Infanta Luisa

Comité de Ética Asistencial

Comité de Ética Asistencial

RRHH

De interés

 

compañías de seguros

Recomendaciones visitas

I+D+i

Financiación